LOS ESTUDIOS

estudio04


En los comienzos de la FM la emisora Radio Bilbao estaba en el número 6 de la calle Rodríguez Arias, en la parte trasera del edificio Carlton. Allí, en el cuarto piso, se encontraban los estudios de la onda media y en una habitación dos pisos más arriba se habilitó el primer estudio de FM.



Era un estudio pequeño porque, al contrario de la radio tradicional de onda media -con locutor y operador de sonido-, una de las características de esa nueva radio musical era que la misma persona hacía a la vez la labor de locutor y controlador. Esto, que en principio puede parecer complicado, resultaba muy conveniente para conseguir un resultado dinámico ya que el DJ sabía cuando hablar, callarse, cerrar el micrófono y subir la música para conseguir ese ritmo característico.



estudio06
Antiguo estudio en el 6º piso




LA ZONA DE TRABAJO
El lugar de trabajo era un mueble con forma de una "U" con el DJ sentado en la parte interior. En el lado frontal estaba el micrófono y la mesa de mezclas con los controles para manejar el volumen de los equipos. En el lado derecho iban los platos (de aguja, claro, nada de CDs en aquel tiempo) y en el lado izquierdo unos magnetófonos de bobina.




LA MESA DE MEZCLAS
La mesa de mezclas es el puente de mando de toda la emisión. Servía para indicar qué era lo que debía sonar (platos, micrófono, magnetofones etc...) y con qué volumen lo hacían. También permitía que el sonido saliera al público o se oyera sólo de forma privada (preescucha) para que el DJ preparara las canciones o las cuñas antes de emitirlas.




LOS PLATOS
Los platos eran las estrellas del estudio. Normalmente había dos: mientras uno tenía la canción que sonaba en ese momento en el otro se preparaba la que iría a continuación.

Como para imprimir ritmo a la emisión era muy importante que una canción empezase en el punto determinado y en el momento exacto, los platos tenían que ser precisos y robustos para conseguir un arranque instantáneo.



estudio09
Detalle del estudio del 4º piso



LOS CARTUCHOS (Las cuñas)
Otro aparato imprescindible era el reproductor de cartuchos. Los cartuchos (cartridges) servían principalmente para radiar mensajes cortos por lo que eran idóneos para publicidad. Eran unos dispositivos que procedían de los antiguos cartuchos de 8 pistas (aquí eran poco conocidos pero en EEUU eran muy habituales sobre todo instalados en automóviles). El cartucho era una caja de plástico que contenía una cinta enrollada en un bucle sin fin que después de sonar se rebobinaba automáticamente quedando preparada para una nueva radiación. El Dj sólo tenía que apretar un botón para que comenzase a sonar.



LOS DISCOS
Y luego los discos, claro, era la materia prima. Y de vinilo auténtico. Al principio muchos LPs... luego, con la llegada de la radiofórmula la mayor parte eran singles. Con frecuencia eran discos promocionales, no aptos para vender.

Cuando empezó la radiofórmula no había grandes cajones llenos de discos. Sólo una estantería con compartimentos en la que se almacenaban ordenados por colores. En total, entre singles y LPs, no habría mucho más de 50 ó 6o discos. 


Estudio4-Organizando
Agustín (izq.) organizando la estantería de discos.




Durante una larga temporada la emisión de FM se trasladó al cuarto piso -donde también estaban los estudios centrales de Onda Media- mientras se remodelaba el viejo estudio del sexto.



Gracias por tu visita